Que difícil es encontrar a una chica que quiera hacer guarreridas a la luz del día en plena calle pero Pamela Lee no se lo piensa dos veces, la que tiene vicio tiene vicio y no se puede esconder, me la saca, se la mete en la boca y se pone al tema, además no tiene problema en enseñarme las tetas, es una escena súper morbosa con una mamada espectacular, en Putalocura siempre las mejores escenas.