A Sofía Habibi la conocí por la calle y luego quedamos para acostarnos con calma, a Sofía le gusta el dinero y le gusta el sexo, una combinación perfecta para mi, además le gusta duro y le gusta romántico, es una dulzura y una guerrera si le das caña y eso me encanta. Pero ¡ah! bajo su ropa se esconde un cuerpazo de tetas riquísimas un culo para darle como si fuera de los de Mayumaná y una boca experta chupadora que te volverá loco.