Tremenda las tetas de esta venezolana. Están como para hundirte en ellas y perderte para siempre.

¡Vaya par de tetas hamijos! Increíbles… Que obsesión tenemos los hombres por las tetas, yo no se si os pasa, a mi me va todo culo y tetas, pero cuando las tetas destacan de esta manera y son tan enormes, turgentes y ricas como las de Barbie Tetona, pues la verdad, roban protagonismo a lo demás y como que me focalizo en ellas no puedo evitarlo.

¡Y es que vaya par de mamellas! ¡Son tremendas! ¿Las habéis visto bien? Son una rotunda maravilla, os digo yo que he estado ahí y las he usado como almohada que son una revolución, magníficas y soberbias. Coges con la mano y no abarcas, tienes que llevar tu mano de expedición a controlar el perímetro y cuando te pones a chupar es uno parar, chupas y chupas y vas dando vueltas hasta llegar al pezón y saltas de una a otra, mientras tu boca está en una, tu mano va palpando con gozo y gusto la otra y mientras tanto tu polla, está casi a punto de disparar de lo dura que está.

¡Tetas! una de las mayores bellezas del cuerpo femenino que maravilloso es cuando la naturaleza te otorga semejantes melones y encima yo puedo estar ahí para disfrutarlos. Con Barbie Tetona hemos hecho de todo, podéis ver todas sus escenas en Putalocura si os suscribís por menos de 1 euro al día y fliparlo fuerte y sobretodo pajearos hasta que os salga fuego del pito.

Pero sobretodo, me la he follado, he hecho con ella todas las cubanas que he podido, porque, imaginad las cubanas, que placer tener mi pito entre dos melones tan espectaculares, y me la he follado, de frente, de lado, desde atrás boca arriba con las tetazas en la boca, chupando a la vez que voy metiendo, desde arriba embistiendo viendo como sus tetas botan desmesuradamente y desde atrás, donde vosotros con la cámara tenéis la mejor perspectiva viendo como sus melones van y vienen al ritmo del mete-saca. Una Putalocura.