En esta serie, casi siempre saben a lo que vienen y vienen con ganas y fuerza, pero KIA venía cortadilla, era la primera vez que tenía dos pollas para ella, ya os decimos que luego KIA se soltó y se las merienda a pares, pero aquí iba un poco cautelosa. Nada que no se pueda solucionar, una polla en la boca, otra en el coño, a darle zambomba y a chorrear el coño como una loca, se te pasa todo, te olvidas y a disfrutar. ¡Escena tremenda!